Los peques de la escuela añoran el sol cuando éste se hace perezoso y se esconde.

Al primer rayo salen todos al patio a disfrutar.